Investigadores de CIC biomaGUNE desarrollan un método de predicción de la agresividad de un tipo de neumonía

La investigación, publicada en Intensive Care Medicine, permite diferenciar a los pacientes que requieren hospitalización en los servicios de cuidados intensivos de aquellos cuya evolución será más leve

Un equipo multidisciplinar del CIBER de Enfermedades Respiratorias (CIBERES), bajo la dirección de Jose Luis Izquierdo García, investigador del Grupo de Biomarcadores Moleculares y Funcionales de CIC biomaGUNE, ha desarrollado un método de predicción de la agresividad de un tipo de neumonía. El objetivo de la investigación, publicada en la revista Intensive Care Medicine, ha sido revelar si un paciente que llega a la sala de un hospital con síntomas de infección respiratoria desarrollará una forma agresiva de neumonía llamada distrés respiratorio, que requiere hospitalización en la unidad de cuidados intensivos, o evolucionará hacia una forma de enfermedad mucho más leve que simplemente requiera seguimiento médico ambulatorio.
El método logrado tras ocho años de investigación se basa en detectar una “huella dactilar” metabólica de la enfermedad en las muestras de suero sanguíneo del paciente. Además, este método ha permitido diferenciar a los pacientes que presentaban una infección vírica de los que presentaban una infección bacteriana, entre aquellos que evolucionaban a un estado agresivo de la enfermedad
“Este método tiene una aplicación claramente traslacional al entorno clínico hospitalario permitiendo el desarrollo de una medicina personalizada al paciente. En primer lugar, encontramos unos biomarcadores metabólicos en la sangre que nos permiten detectar de forma muy precoz cómo van a evolucionar los pacientes, permitiéndonos anticiparnos al desarrollo de la enfermedad. En segundo lugar, hemos comprobado que estos biomarcadores son comunes en 2 tipos de infecciones respiratorias muy distintas (Gripe A y Neumonía por pneumococo). Tercero, al permitir diferenciar a día 0 la naturaleza de la infección, podremos comenzar un tratamiento focalizado a la infección mucho antes del que se realiza hoy en día”, explica Jose Luis Izquierdo García, investigador del Grupo de Biomarcadores Moleculares y Funcionales de CIC biomaGUNE y miembro del Centro de Investigación Biomédica en Red de Enfermedades Respiratorias CIBERES.
El equipo de investigadores entiende que este trabajo puede evolucionar a una herramienta molecular/metabólica que pueda incorporarse a la UCIs o unidades clínicas para el diagnóstico diferencial de enfermedades, y que permita monitorizar a los pacientes ingresados para predecir su evolución y la respuesta del tratamiento.

image_print

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies